Regresar a Apostille
    ¿Cuántos mexicanos viven la experiencia de Francia?
La trágica muerte de Madame Blanchard

2015-06-10

En su “Diario Histórico”, Carlos Ma. de Bustamante comenta que Madame Blanchard contaba con 67 viajes o ascensiones, y que en la 68 se incendió su globo y cayó estrellándose en la cornisa del techo de la casa de don José María Fagoaga, “como me lo ha contado –escribe– don Francisco Fagoaga que se hallaba allí”.

En efecto, el 6 de julio de 1819, Sophie Blanchard realizó una ascensión sobre los jardines del Tivoli –donde hoy está la Gare Saint-Lazare–, en París, con el propósito de lanzar fuegos artificiales desde su globo aerostático. Al inicio del ascenso chocó levemente contra los arboles y se movió ligeramente la caja de cohetes, sin que ella se diera cuenta. Al momento de prenderles fuego, algunos se dirigieron contra el balón –lleno de hidrógeno– y provocaron el incendio. El globo comenzó a descender lento y tambaleante, y chocó contra la cornisa de una casa, de la calle de Provenza. El golpe volteó la canastilla y Shopie salió disparada para estrellarse en el suelo.

Desde una mansarda de esa casa, José María y Francisco Fagoaga observaban el mortal espectáculo; bajaron para socorrer a madame Blanchard, pero diez minutos más tarde falleció por una fractura de cuello.

La anécdota puede parecer banal si no pensamos en el significado histórico de las personas: la primera mujer aeronauta –favorita de Napoleón I, quien la nombró ministro de fuegos aerostáticos, y para el cual realizó varias ascensiones en París y Milán– y dos miembros de una familia aristocrática, originaria de Oyarzun, España, con antiguas ramificaciones e importantes negocios en México, que desde el siglo XVIII tenía una casa en París.

La presencia de los Fagoaga en el momento del accidente levanta la pregunta sobre la emigración de mexicanos a Francia, y la consecuente circulación de negocios, tecnología, modelos y saberes entre ambos países. Cierto, conocemos los casos del doctor Mora, de Melchor Ocampo, de Belisario Domínguez, de los hermanos Madero; los exilados como Manuel Romero de Terreros, José Yves Limantour y, por supuesto, el general Porfirio Díaz; artistas como Jesús F. Contreras, Julio Ruelas o Diego Rivera. Pero hay muchos otros que aún esperan ser descubiertos, para investigar el sentido de su experiencia francesa en la historia y la cultura franco-mexicana...

Javier Pérez Siller

Bibliografía

Imagen obtenida en Wikipédia: http://fr.wikipedia.org/wiki/Sophie_Blanchard
BUSTAMANTE, Carlos María de, “Diario histórico, 1822-1848”, México, edición digital, Josefina Zoraida Vázquez Vera y Héctor Cuauhtémoc Hernández Silva, México, El Colegio de México, 2003.
GALÍ, Montserrat, “Un voyage Puebla-Paris-Puebla et ses conséquences”, en Javier Pérez Siller et Jean-Marie Lassus (dir.), Les Français au Mexique, XVIIIe-XXIe siècles. Vol. 2, Paris, L’Harmattan, 2014, pp.165-187.
MACÍAS-GONZÁLEZ, Víctor Manuel, “Le capital culturel et social de la communauté aristocratique mexicaine à Paris, 1850-1914” en Javier Pérez Siller et Jean-Marie Lassus (dir.), Les Français au Mexique, XVIIIe-XXIe siècles. Vol. 2, Paris, L’Harmattan, 2014, pp. 189-217.
MONGES, Elena, “De la Alameda a la Place de Mexico. Les mexicains à Paris 1926”, en Laboratorio virtual México Francia: http://www.mexicofrancia.org/sitio/ES/trabajosu2.php?id=24
---------, “De la Alameda a la Place de Mexico. Mexicanos en el barrio XVI de París en los años 1920”, en Javier Pérez Siller y Rosalina Estrada (coords.), México Francia: memoria de una sensibilidad común, siglos XIX-XX, Vol. V, México, BUAP-CEMCA-CNR-EON, 2014, pp. 455-488.
PEREZ SILLER, Javier, Correspondance France Mexique. Étincelles d’une sensibilité commune, México, CONACULTA-TRILCE, 2014.